Toma de terreno Santa Marta

COMPARTIR NOTICIA

La toma de terreno “Santa Marta”, es una toma que está ubicada en la calle Santa Marta con Bombero Víctor Silva, en la comuna de San Bernardo. Acá conviven cerca de 120 personas, pero debido al frío y las lluvias que hemos vivido en estos últimos días, la cantidad de personas ha ido disminuyendo, ya que buscan lugares más cubiertos para poder soportar las temperaturas y condiciones climáticas, sobre todo por las noches.

En esta toma hay gente de tercera edad y niños. El más pequeño de ellos, tiene sólo 5 meses. Él debe dormir junto a sus padres en el piso ya que no tienen una cama o colchón disponible

A pesar de toda la adversidad esta toma está tratando de salir adelante. Por ejemplo, jóvenes que acá viven, tratan de hacer lo posible para estar al día con sus clases on line. Ellos comentan que no tienen acceso a internet, por lo que se vuelve difícil poder acceder a ellas, esto lo consideran bastante segregador y poco considerado de parte de los colegios y/o universidades. Los adultos desempleados, luchan día a día por encontrar algún sustento para su familia, lo cual se ha visto perjudicado enormemente por esta pandemia.


Dentro de todas las personas con las que pude conversar, quiero destacar a un joven que resaltó bastante. Este joven vestía un poleron rojo y me pidió dar su opinión al respecto. Él me comenta: “Yo soy artista, soy transformista y debido a esta pandemia no he tenido ni un ingreso. Yo trabajo en el centro de Santiago y ahora sólo me queda salir a ganar unas monedas con mi compañero el organillero. Ojalá alguien pueda ayudarnos a nosotros, los artistas que nos ganamos la plata día a día”

Foto:Cogotesinpluma

Hace un par de días, llovió en Santiago. Esta lluvia trajo vientos también. Esto perjudicó tremendamente la toma, ya que destruyó los pocos muebles y electrodomésticos que tenían algunos pobladores. Además algunos perdieron gran parte del techo por el fuerte viento. Nos comenta un habitante de la toma «cuando empezó a llover torrencialmente y vi que nos empezamos a inundar, corrí a mi mamá (50 años aproxidamente) y a los niños, a una pieza que fue la única que no se llovió. Traté de subirme al techo a repararlo pero fue imposible, las condiciones climáticas no lo permitían. Me bajé a resguardar la casa. Soy guardia de seguridad y debido al recorte de personal que están haciendo por la pandemia, me despidieron. Soy estudiante de adm de empresas y el instituto nos tiene con clases online. Imagínese, ¿Cómo voy a estudiar acá, con estas condiciones? No tenemos internet y menos un computador para poder estudiar, este año lo voy a perder ya que no puedo tener clases. ¡Nadie piensa en los que no tienen! Tratamos de salir adelante, pero es demasiado difícil. Nos cierran puertas y ventanas. Pero a pesar de todo seguiremos adelante, por mi familia y mi mami»

foto:Cogotesinpluma

A lo lejos se empiezan a juntar niños y escuchar una musica » scooby doo papa » era lo que se escuchaba entre las «Casas» en ese momento aparece El Sensual Spiderman los niños sorprendidos al verlo y los adultos diciendo ¿Sera el de la tv? empieza su show .

Foto:Cogotesinpluma


La alegría en la cara de niños y adultos era evidente sus risas marcadas en la cara al ver al mismo como generaba sus excéntricos bailes y movía su trasero al son de la música.

Después de terminar su show saca una bolsa repleta de dulces y se lo repartió a cada niño , los saludo y saco fotos con ellos .
¿Quizás cuando fue la ultima vez que rieron así a carcajadas? y que «un famoso » este con ellos era increíble.

El Sensual SpiderMan/Foto:Cogotesinpluma

Las formas de alimentación dentro de estas familias son las ollas comunes para que todos puedan alimentarse y ni uno quede fuera . Las donaciones alimenticias y de vestuario la reparten entre todos equitativamente normalmente no son muchas las donaciones pero » todos tenemos que comer » exclamaban.

«El municipio nunca nos ha ayudado. Es más, rompieron nuestras casas que teníamos en el terreno de al frente de donde estamos actualmente. Salió en la televisión pero nadie nos ayudó, así que tuvimos que empezar desde cero nuevamente acá»


COMPARTIR NOTICIA